Boda Mar y José

Fecha: Marzo 2013     ·     Categoría:  Boda con vistas a Granada     ·     Fotografía: Azaustre Fotógrafo    ·    Espacio: Hotel Santos Saray

Explicación

Desde el día que conocí a Mar, la idea de una boda élfica estuvo presente. Y es que Mar y José se sienten muy vinculados al mundo mágico de los elfos, las hadas, las mariposas. Ese mundo mágico donde todo fluye y todo puede suceder. Donde la magia se materializa en actos de amor.

Mar y José son pura energía que transmiten a raudales y la celebración de esta boda era para compartir con los suyos un compromiso de amor eterno que ya estaba adquirido desde antes. Y nuestro mayor esfuerzo estuvo centrado en eso, en crear un espacio de recogimiento, de celebración y que fuese tremendamente mágico, donde el amor lo fuese todo.

Por eso, tratamos de recrear un ambiente donde todos los detalles y toda la atmósfera no hiciesen más que fomentar lo más hermoso de esta boda, su amor. Diseñamos una boda mágica donde su amor fuese el protagonista y donde los detalles fuesen símbolos de ese amor. Símbolos cuyo significado llegó a los invitados desde una ceremonia hermosa, pasando por el cóctel y todos los detalles decorativos de la ceremonia y celebración.

Los Detalles de Dandelion Events

La búsqueda del espacio era algo que Mar y José tenían claro. Se enamoraron del jardín que tiene el Hotel Santos Saray y allí se imaginaban la ceremonia de su boda, rodeados de fuentes, plantas y flores. Y así se diseñó la boda, ceremonia y cóctel en exteriores y banquete posterior en salón interior.

Lamentablemente, el día no acompañó y tuvimos que recurrir al plan B: trasladar y readaptar todo el montaje al interior. Cambiamos de salón y en un mismo espacio diáfano montamos la ceremonia, el cóctel y el banquete. La fiesta posterior se celebró en el pub hasta la noche.

Con el espacio ya buscado, nos centramos en todos los detalles que harían de su boda un recuerdo imborrable. Para ello buscamos un fotógrafo capaz de captar esa sensibilidad y esa energía de la pareja. La pareja escogió para ello a Alfonso de Azaustre. Para la película, Edu de 7 Pasos Wedding Video fue el encargado de registrar cada suspiro, cada risa y toda la emoción de la boda en movimiento.

Los invitados fueron recibidos por una pareja de hadas que los acompañaban a su sitio en la ceremonia. Las hadas, que fueron una sorpresa para Mar, recibían a los novios a su entrada a la ceremonia con una reverencia. Posteriormente durante el aperitivo interactuaron con los invitados e hicieron una coreografía especial para la pareja. Sin duda su presencia coontribuyó a crear ese ambiente élfico y mágico.

A nivel decorativo, trabajamos todos los aspectos. Para la ceremonia propusimos unas sillas tipo Tiffany en color blanco con cojín a juego. Las sillas ubicadas en el pasillo central las decoramos con prendidos de paniculata y margarita con lazada blanca. Sobre cada una de las sillas, unos conos de blonda con pétalos asalmonados. El altar estaba engalanado con una gasa que lo enmarcaba y rematado por dos mariposas, de color azul y naranja (los colores de la pareja). La mesa, vestida para la ocasión, contaba con unas velas espiritualizadas en los mismos colores y un bonito centro redondo con margaritas. En un atril de forja los votos de la pareja.

La zona del cóctel la decoramos de manera sencilla. Se colocaron unas mesas de apoyo y una mesa de firmas. En esta mesa se colocó un atril de forja blanco con un libro de firmas con fotos de la preboda. Decoramos la mesa con unos faroles y velas y nuestros Dandelion. La lista de mesas se diseñó con papelería con mariposas también azules y naranjas, y las dispusimos en unos atriles de madera junto a la mesa de firmas.

En el espacio flotaban unos globos blancos con cinta, que en un principio iban a ser soltados al finalizar la ceremonia, pero al pasar la ceremonia a un espacio interior, los adaptamos para decorar el espacio. Daban un toque elegante y festivo a toda la decoración.

Todas las mesas del banquete estaban decoradas con centros redondos con margaritas. Los números de las mesas eran unas fotos de la preboda. Todas las minutas seguían el mismo estilo: con mariposas naranjas y azules. Preparamos unas tarjetas marcasitios en forma de mariposa que se colocaron en la copa de cada invitado.

En la mesa presidencial, destacamos el sitio de los novios con dos mariposas especiales, iguales que las que flotaban en la ceremonia. Tras la mesa de los novios situamos la mesa de la tarta, donde estuvo presente la tarta nupcial durante todo el banquete. Una impresionante tarta de tres pisos, decorada con flores y mariposas y rematada por una simpática pareja de novios. La encargada de hacer realidad la tarta de la que se habían enamorado los novios fue Glenda, de Tarta y Arte. Una tarta deliciosa de chocolate, fruta de la pasión y mangos confitados. Junto a la tarta unos bonitos jarrones de paniculata y unas letras de SR&SRA.

Tras el banquete hubo varias sorpresas: entregas de rosas y ramos para las hermanas, sobrina y amigas de Mar, la entrega del ramo de la novia y la entrega de regalos (corbatas y gemelos para ellos, y broche de mariposa para ellas).

La verdad que fue una boda muy emotiva, donde el amor estuvo presente y donde todos los que participamos nos emocionamos con la rendición de amor de José a Mar al cortar la tarta.

Most Recent Projects

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR